La derecha radical escandinava sigue subiendo

Según las encuestas. Hay grandes diferencias entre los distintos países:

Dinamarca El Partido del Pueblo Danés sigue subiendo. Desde el 7,4% de 1998 hasta el 17%. Lo mejor: los votos proceden de los socialdemócratas.

Suecia: También se está produciendo una auténtica hemorragia de votos socialdemócratas, que se han visto obligados a comprar el apoyo de rojos y verdes para seguir en el gobierno (el de los rosas se da por descontado, y el de los secesionistas si hiciera falta, como en España). Como el acoso socialfascista no ha permitido la creación de un partido de derecha radical, los votos van a parar a la-derecha-de-toda-la-vida. Mejor aún.

Noruega: Aquí el gobierno está en manos de rojos y verdes (cosas que se pueden permitir quienes nadan en petroleo). La derecha radical quita los votos a la de toda la vida… ¡qué pena no contar con el análisis del Fjorman! La derecha tiene el 48,8% de los votos, frente al 48% de la izquierda,. Pero el sistema electoral le otorga una mayoría de 87 escaños frente a 82. Paciencia y barajar.

Holanda: Cuenta El Mundo que el “populismo xenófobo” holandés ha desaparecido del mapa tras las últimas elecciones municipales, pero:

Como escribía De Volkskrant, todos esos pequeños clones locales de Leefbaar Rotterdam «han llegado a su fecha de caducidad»; sirvieron de «válvula del descontento popular», pero no tienen razón de ser hoy «cuando los demás partidos han incorporado elementos del programa de Fortuyn».

Es lo esperado: el extremismo de un lado no contenido por los partidos tradicionales, acaba llamando al extremismo del otro signo. Si los partidos tradicionales no espabilan y obligan a cumplir la ley, el futuro de Europa es bastante negro.

Y eso es todo, queda Finlandia pero no es relevante porque no padece los problemas derivados de la inmigración mahometana. Por la simple razon de que no la hay, no por otra.

Lo vi en Islamophobic, que lo toma de Viking Observer.

 

 

 

12 comentarios

  1. AMDG: A mí NO me gusta nada que suban los extremistas sean del signo que sean. Y esta subida de los radicales se produce simplemente porque en la mayoría de estos países no se está aplicando la ley.

    Socialista Honrado: No, son radicales, porque son de la extrema derecha.

    Ese es el problema señores: no nos podemos defender si no con el Estado de Derecho. Los que no quieran cumplirlo que se vayan a su país. Punto pelota.

  2. Lo que ocurre es que no quieren cumplir con las normas de todos, a menos que les fuercen. Hasta ahí la solución es fácil. Pero los que tienen que forzar para que se cumplan, se cruzan de brazos y se dan la vuelta para no ver.

    ¡Y da igual que sea la izquierda como la derecha! Pitorreo mires por donde mires.
    ¡Ah! y haz trabajar a un funcionario, los infiernos vendrán sobre ti.

    Por tanto, para quitarse la axfisia del morismeo, los ciudadanos miran también para otro lado. ¡Sencillo!

  3. Eowyb, pues si le quita votos a la izquierda y hace espabilar a la derecha no veo el inconveniente. ¿Hay alguna otra forma de solucionar el problema?

    Pero apuntas bien, la causa es que no se cumpla la ley y no se atienden las necesidades de seguridad de la ciudadanía.

  4. Eowyn,
    tu respuesta no me convence un pelo. A mí, desde luego, me parece más radical un partido como el PP que promueve el voto inmigrante y no hace nada por librarnos de la invasión, que un partido -llámese como fuere, vistan como vistan- que intente protegernos de la chusma filodelictiva y criminal que padecemos.

    ¿Fortuyn era un radical por ser intolerante con las costumbres medievales de nuestros hermanos mahometanos? Yo creo que era un demócrata radical que luchaba por preservar los valores occidentales en Holanda. ¿O no?

  5. Socialista

    La radicalidad es una calificación convencional. De hecho evité hablar de extrema derecha por eso, porque tiene unas connotaciones que a algunos les hacen temblar la piernas. Solo tienes que leer a Eowyn…

    Por ejemplo, tu dices medieval. Es otro ejemplo de calificación convencional. En la Edad media hubo, en la cristiandad, un progreso técnico notable (s. XI a XV, antes no). La calificación adecuada para el islam no es medieval, sino veterotestamentario.

    Fortuyn, en efecto, era un gran demócrata holandés.

  6. Socialista:

    a mí la postura del PP me parece FATAL (de IDIOTAS): a) el voto inmigrante es para el PSOE; b) no se lucha desde luego contra la intolerancia dejándola que pase y se instale en casa.

    Pero eso no impide que siga diciendo lo que llevo diciendo desde el principio: que si los partidos tradicionales, en lugar de hacer el simio, defendieran a los ciudadanos otro gallo nos cantaría. Pero si dejas que exista un extremismo en la sociedad el contrario pronto aparecerá.

    Además a mí la extrema derecha no me da tampoco mucha confianza: Le Pen se va a aliar con los musulmanes porque odia aún más a los judíos. Y en España el antisemitismo une a los de la extrema izquierda y a los de al extrema derecha.

    AMDG:

    A mí no me tiemblan las piernas ante la extrema derecha. Pero creo que este blog es suficientemente polémico ya, como para que encima defendamos posiciones que, desde luego, yo no comparto. El Estado de Derecho -que no es si no la aplicación de la ley a todos por igual y que es lo que primero quiere cargarse el islamismo con la aplicación de la sharia- es la primera razón de ser de este blog. La Ley ha de ser aplicada de forma que proteja a los ciudadanos de la Nación-Estado que se dotaron de ella contra los peligros internos y externos. Si esa Ley no se cumple, el caos aparece y de ese caos NUNCA puede esperarse nada bueno: sólo hay que ver la República de Weimar y Hitler o Rusia, especialmente a partir de 1914, y la dictadura comunista posterior.

    Y ese es el problema: si Carod/Otegui/etc. no son conminados a cumplir la ley, porque aplicarla es fundamentalista -como dijo Rubalcaba-, ¿cómo vamos a exigir a un inmigrante que no sabe español, le han dicho que todos somos unos cerdos infieles y que su cultura y su religión son chupiguay, que la cumpla?

    Kielvi: ¿Qué te parecería tener a ZP de Jefe? Pues eso. No es fácil ser funcionario en un país en el que desde que naces lo que se dice a los niños es: hazte funcionario, que aunque no trabajes no te van a echar… y se vive de miedo. Por cierto, NO soy funcionario, pero conozco a muchos y, si tú estás hasta el moño del Gobierno, imagínate ellos.

  7. Eowyn, en ningún caso estamos hablando de partidos que quieran eliminar las garantías legales del Estado de derecho, sino que se aplique la ley. No me consta que hagan llamamiento a utilizar la violencia.

    El Partido del Pueblo Danés creo que está en el gobierno o lo apoya. A mí me parece fantástico que le quite votos a la izquierda.

    Compararlos con los nazis es una infamia.

  8. AMDG:

    creo que tenemos un problema de entendimiento sobre las características de los partidos. A mí los extremos, sean de la derecha o de la izquierda no me gustan. Y lo de radical -como tú les catalogas- suena muy mal: radical viene de raíz, es sinónimo a fundamentalista (el que va a la raíz o al fundamento de algo). Y a mí los fundamentalistas – radicales -me da igual el signo- no me gustan: les tengo alergia y me dan repelús.

    En cuanto a compararlos con los nazis, lo único que intentaba destacar es que muchas veces la derecha «radical» y la extrema-derecha son tan antisemitas que los de la izquierda. Que a tí no te guste eso, ya es otro cantar. Acuérdate de que pusiste unos posts apuntado a que Le Pen había sido muy perspicaz con lo de Francia y luego resulta que se va a aliar con los musulmanes. Y ya se sabe, vinieron por él porque era judío y como yo no lo era no dije nada, …

    Y no puedes negar que el radicalismo de un lado lleva siempre al del otro y eso no es bueno.

    Y no has contestado a la pregunta de Otegui/Carod… 😉 Es difícil lo sé…

  9. Eowyn, una cosa es que no te gusten y otra cosa que si no utilizan la violencia son unos partidos como otros cualesquiera. Preferible sería que los votos de la izquierda fueran a la derecha moderada, pero se sabe que eso no sucede, los votos de la izquierda en épocas de crisi van a la derecha radical, incluso a fascismo. Y de poco vale lamentarlo, porque es así.

    Por descontado, lo mejor es que tanto izquierda como derecha retomen las propuestas buenas de la derecha radical.

    Radical vien de raíz, pues eso, hay radicales de derecha, de izquierad y de centro, hay también un radicalismo liberal.

    La de Carod creía que era un pregunta retórica… El incumplimiento de la ley por a no justifica el incumplimiento por b, que yo sepa.

    No me acuerdo de lo de Le Pen. Pero en efecto, fue una operación de Miterrand para romper la derecha y al final, le está quitando votos a la izquierda. El resultado de sus últimos movimientos puede serle desastroso, así lo espero.

    > For years, Mr. Le Pen has been pretending he is a Christian rightwinger rather than a Neofascist and that resistance to Muslim immigration is his major concern. Now he has emerged on the side of the Neofascist branch and is ready to drop the anti-Muslim issue.

    The Christian rightwingers – who may have provided more than 50% of the party activists and more than 50% of the voters – are horrified, feel betrayed and have started deserting en masse. Many are turning to Philippe de Villiers, France’s chief Eurosceptic, who is quickly reorganizing his own party, Mouvement Pour la France or MPF, into a nativist, Christian-minded, anti-Muslim group.

    According to the newspaper Liberation, the global National Front membership has dropped from 40,000 in the late 1990s to 20,000 in 2002 and to 12,000 in 2005.

    According to CSA, a polling institute, support for Mr. Le Pen among prospective voters has dropped to 9% in February from 11% in December and 12% in September. During the same period, MPF’s support more than doubled to 7%.

    http://fuckfrance.com/read.html?postid=1868479&page=1

  10. ¿Que no te acuerdas de lo de Le Pen? Qué poca memoria…:
    Este es uno de los posts a los que me refiero:
    http://noticiasdeeurabia.wordpress.com/2006/01/28/dos-lecciones-muy-distintas-tras-los-disturbios-del-pasado-otono/

    Y este es en el que Le Pen dice que quiere aliarse con los musulmanes:
    http://noticiasdeeurabia.wordpress.com/2006/02/19/le-pen-ahora-quiere-aliarse-con-los-musulmanes/

    Ejem… y que conste que a mí De Villepin me parece un hombre muy culto pero también bastante dhimmi

  11. Bueno, en relación con mi anotación creo que hay mucha gente de acuerdo en que las medidas que proponia contra la inmigración son compartidas por mucha gente: detención de la inmigración, repatriación de los ilegales y deportación de los criminales y no concesión de ciudadanía.

    Si cambió de ideas… tendrá él que explicarlo, no yo. En todo caso, ese cambio no le va a resultar rentable electoralmente.

Responder a socialistahonrado Cancelar la respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*