Austria: Musulmanes indignados porque en una escuela de hostelería fuerzan a los alumnos a probar el cerdo y el vino

Lo han calificado de “escándalo democrático”:

Elisabeth Berger, head of the school, requires all parents of students this year, including those who are Muslim, to sign a form. The form states that students taking the cuisine and service course must learn how the Viennese prepare food and drink as well as how to advise customers on their choices. This goes with a corresponding appearance – that is, a headscarf ban while serving.

And since pork is indispensable in cooking, it is obligatory to prepare and taste it. Furthermore, the form explicitly says that students must naturally at least taste alcoholic drinks. For the Muslim parents Berger’s requirements are a ‘democratic political scandal’.

La escuela no cede. En la cocina austriaca el cerdo y el vino son de rigor.

Vienna: Parents upset at school which requires students to taste pork, alcohol

Be Sociable, Share!

9 Comments

  1. Esta es la mia, jajajajajajaja. El mismo caso me sucedió a mi hace dos años en la escuela de Marbella con unos perros infieles que vinieron a estudiar y se negaban a trabajar el cerdo o a preparar cócteles. Es más solicitaban sus horitas de rezos.
    logicamente no va a venir nadie a alterar un programa de estudios superiores máxime cuando antes de entrar ya lo sabían y máxime cuando yo no paraba las clases a las 12 de la mañana para el Angelus o a las 5 de la tarde para el rosario.
    Bueno, fueron suspendidos y hasta quiso mediar la embajada de Arabia Saudí, yo creo que no me he reido tanto en la vida.

  2. Y si es tradición de esa escuela de hostelería pq van a cambiar? pq lo pidan como no los musulmanes? hacen bien,espero que no cedan,cualquiera de nosotros en un pais arabe nos tendriamos que adaptar a sus costumbres…esta bien ceder cuando la cosa es equitativa y como no lo es pq un occidental de derechos en paises musulmanes CERO pues que se jodan

  3. Algún día contaré mis experiencias con esta gente y sus trabajos y religiones extrañas. La verdad que hay algunas cuanto menos que curiosas y quizás las más significativas llegan en Ramadám(din din dán). Este año por ejemplo en Las Palmas acusaron a un hotel de racismo por no dejarlos parar a comer al ocultarse el sol, es decir, mientras los clientes estaban cenando ellos querían cesar el servicio para sus obligaciones.
    Hace unos tres años yo personalmente envié una circular solicitando a esta mara de perros infieles que quienes fuesen a acatar el ramadám se planteasen la posibilidad y necesidad de adaptar sus vacaciones o descansos a esa época. Medida que me pareció justa en su momento y por la que se me acusó periodísticamente de racismo exacerbado y de no respetar las religiones. Incluso uina ong pretendió demandarme pero claro, la lógica venció a la imbecilidad y les salió un poco cara la brom,a. Pues bien, por eso de finalizaciones de contratos y demás ajustes empresariales ese mismo año y coincidiendo con la llegada de su fiesta del culo al aire se rescindieron 8 contratos por término de los mismos y ya estamos otra vez con el racismo y su puñetera madre. No, miren ustedes, no se les renovaron los contratos por racismo ni por religión, sino por incapacidad en sus funciones, por negligencias y más que nada por cara-duras y vagos maleantes, además de por instigadores a las huelgas pasivas.
    En fin, ya no tengo el mismo trato directo con ellos pero cada día escucho anécdotas morunas que realmente parecen sacadas del mismo guión y como siempre yo pregunto, si tan malos somos, ¿para qué coño vienen y vienen?

  4. Pues Iskander, sé que tu pregunta es retórica pero ¿para qué van a venir? Pues vienen a lo que vienen: a invadirnos, a exterminarnos y apoderarse de Europa. Para que dentro de 100 años nuestros descendientes estén muertos y extinguidos y las p++++ moras sigan pariendo 20 hijos cada una.

    El asunto es ver si los europeos se van a dejar eliminar tan fácilmente como cultura, como raza y como naciones.
    Yo al menos planto cara.

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*