¿Es el ‘Cantar de Mío Cid’ obra de un poeta árabe?

Pues claro, hombre, si lo dice además El Pais:

El Cantar de Mío Cid, considerada la primera obra extensa de la literatura española en lengua romance y que relata las gestas del célebre héroe castellano en plena Reconquista, no es tan español como se ha creído siempre, sino que fue creado por un poeta árabe, según opina una académica española. La profesora de Estudios Árabes e Islámicos Dolores Oliver sostiene en su libro El Cantar de Mío Cid: génesis y autoría árabe, que se presenta en la Casa Arabe de Madrid, que fue el poeta y jurista árabe Abu I-Walid al-Waqqashi, quien ideó el famoso poema épico como una obra de propaganda política.

«Hay un pacto entre ellos» -afirma Oliver en una entrevista con Efe- según el cual el poeta crea el poema «para inmortalizar» al Cid y éste, a cambio, se compromete a «respetar las creencias de los musulmanes» de Valencia, conquistada a los árabes por Rodrigo Díaz de Vivar y de donde es nombrado señor. Según esta tesis, Al Waqqashi, al que cronistas cristianos y musulmanes describen «como uno de los hombres más inteligentes y sabios de su tiempo», compone en la corte valenciana la obra después de que el Cid entrase en la ciudad, bajo dominio árabe desde el siglo VIII. La composición se habría empezado a recitar «en 1095», según la autora.

Oliver comenzó a estudiar la autoría del poema anónimo de forma «casual», tras ser invitada a participar en 1984 en un seminario. «Entonces me puse a leer el Cantar, que había leído en mis años de estudiante, y a medida que lo iba leyendo, empecé a decir: Esto ha salido de la mente de un árabe», relata Oliver, que confiesa que ni ella misma se creía en principio esta teoría y que, incluso, estuvo durante dos años sin tocar el tema «porque le tenía miedo».

Compuesto en época de tolerancia

Pero la tesis del autor árabe volvía de forma recurrente a su labor investigadora hasta que se embarcó en el reto de demostrarla convencida de que «la única respuesta a todos los contenidos del Cantar era un poeta árabe al servicio de un señor castellano». Entre los argumentos a favor de su teoría destaca, a juicio de la autora, el clima religioso descrito en el poema. «Un poema donde los cristianos no son los buenos y los musulmanes no son los malos, tiene que ser escrito en época de tolerancia, en época del Cid», afirma Oliver, que destaca que, tras la muerte del Campeador, en 1099, «empieza a haber un sentimiento de animadversión» hacia los musulmanes. Por ello, desde su punto de vista, el Cantar no pudo ser compuesto ni en 1207, que tradicionalmente se ha considerado la fecha oficial, ni en 1140, como defendía el filólogo e historiador español Ramón Menéndez Pidal.

Otro argumento esgrimido por Oliver es que la existencia de poetas en las cortes que cantaran las gestas de los señores es una costumbre propia de Al Andalus, donde todos los soberanos «tienen un poeta que cante sus glorias». «El Cid, que había estado en la corte de Sevilla, en la de Zaragoza ¿va a ser tan tonto de no aprovecharse de ese arma política?», se pregunta la autora. Un tercer razonamiento es el arte de la guerra descrito en el poema, donde aparece una técnica ecuestre de lucha «que solamente realizaban con éxito los almorávides», definido en el Cantar como una «arrancada» y que, según Oliver, es una haraka.

Oliver bromea sobre la recepción que ha logrado con su tesis -que ha sido «muy bien aceptada por medievalistas o gente que no se ha pasado la vida estudiando al Cid»-, aunque reconoce que también a ella le costó «muchos años» creerla.

Solo falta que aparezca algún heredero reclamando derechos de autor…

10 comentarios

  1. Sí claro. Antes de «Al-Ándalus», no había bardos ni juglares ni poetas en las cortes europeas. Vamos igual Homero era árabe y no lo sabemos, jejeje…..
    Ahora va a resultar que los mahometanos inventaron hasta la rueda. Si es que no digo lo que pienso, porque es mejor….

  2. Es que date cuenta: hacer un estudio filológico serio no está al alcance de cualquiera y el listón está muy alto. Pero dices una mamarrachada como esa y sales en el Pais, incluso puedes acabar dando un conferencia para la Alianza de Civilizaciones. Bien pagada, va de suyo.

  3. Hace ya un buen puñado de años lei este libro y me gustó mucho:

    El Cid Histórico

    A pesar de que no es precisamente ligerito. He escogido la sinopsis del enlace porque el que la ha compuesto ha tenido las mismas sensaciones que tuve yo. El autor es un medievalista experto en la Alta Edad Media, uno de esos tipos que durante su vida se ha dedicado a desenterrar documentos del Siglo X o a escribir tratados eruditos sobre la época. Toda una vida dedicada al tema y especialmente al Cid que es su pasión. Recuerdo que también dedicó otro libro a Alfonso VI.

    En su obra es tan puntilloso que la lectura se hace un poco pesada: discute cada posibilidad, recoge todas las tesis anteriores… En fin, pura minuciosidad. Y aunque decide no basarse en el Cantar de Mio Cid sino en otros documentos puramente históricos, evidentemente se pasa todo el libro comparando la biografía real del Cid con el Cantar. Resulta que la conclusión se parece bastante a la de Menéndez Pidal: el cantar, para ser una obra literaria, es bastante realista.

    Sorpresa…

    Pero ahora como tú bien dices llega una mamarracha multiculti de tres al cuarto, cuya producción académica me gustaría conocer, y suelta la imbecilidad progre más grande que puede concebir su mente calenturienta, limpiándose de paso el trasero con toda la investigación científica anterior sobre el tema (por lo menos los últimos 150 años). Como premio está en El País, la Ser, EFE y en todas partes, donde con sumo placer se dedican a rebotar su ocurrencia precisamente por lo que supone de autoodio y flower-power. Es que verdaderamente parece que no hay majadería que no les cuadre. Qué maldita gentuza, bendito sea Dios…

  4. simplemente es una mamarracha que todabia se cree el cuento de la cohesistencia pacifica, los cristianos y judios bajo el dominio del islam estaban al nivel de los esclavos, hubo frecuentes revueltas y o casualidad , dicha convivencia solo se logro en territorios catolicos hasta que se les acabo echando a los judios porque tenian oro y el reino estaba en quiebra (fue una hijoputada ) y a los musulmanes porque no paraban de rebelarse ( bastante que se le tolero ) … haber si aprendemos de los errores y lecciones que nos da la historia

  5. Y al final nos dan la razón, incluso los del pais y toda lo tropa multiculti de la CASA ARABE:
    «…las gestas del célebre héroe castellano en plena Reconquista, no es tan español como se ha creído siempre, sino que fue creado por un poeta árabe, …»
    Con un par. Pero si lo dice cualquier otro, ya ves lo que puede pasar.
    Y, despues nos vienen con la españa musulmana,y o la catalunya musulmana. Que no, que no, que os lo dice la académica, que era musulmán el autor del cantar del mio cid, y por tanto, NO ERA ESPAÑOL. Lo dicho, con un par

  6. Tal vez esté yo un poco espeso a estas horas, o me he perdido algo (que es muy posible), pero hay algo que no entiendo: ¿por qué dan esta noticia ahora todos los medios? Esto ya salió en septiembre del año pasado en WebIslam («Los huevos del Islam»):

    http://www.webislam.com/?idt=10938

    ¿Quizá está la Casa Árabe necesitada de publicidad, por algún motivo que desconocemos?

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*