Egipto: De 9 a 10 millones de solteronas

No me lo creo, pero es lo que cuentan aquí (Egipcias solteronas):

Abeer Soliman, escritora egipcia y autora de The Journal of a Spinster, escribió:

¿Por qué somos solteronas? Planteamos la pregunta y hay muchas opiniones seguidas por muchas más malas excusas. Cada una de nosotras entró en detalles de sus experiencias en la vida y nuestras suposiciones de por qué somos solteronas. Finalmente logramos forzar unos cuantos factores comunes que nos llevaron a nuestra “miserable” situación.

Independencia, éxito y cerebro fueron nuestro estigma pues vivimos en una sociedad donde la exitosa mujer independiente atrae y desafía al hombre; él la examina con tenacidad y difruta con estar con ella y alrededor de ella por lo que su rico personaje tiene por ofrecer. ¿Pero qué sigue?
¡Escapar! Sí, el típico hombre del Medio Oriente se intimida con un personaje así, que no le queda más opción que huir. Se pone peor si el hombre ya mencionado es educado y bien leído pues es la vícitma de una forma de esquizofrenia exclusiva del hombre egipcio o árabe que, debido a sus amplias lecturas y su exposición, es atraído hacia las mujeres como nosotras pero muy dentro sigue escondiendo el hombre Alfa que siempre tiene que tener la sartén por el mango, el mejor trabajo, el mayor ingreso, la visión más clara y que constantemente hace el papel de salvador, guía y consejero.

Por lo tanto, no somos adecuadas para nuestros hombres; todas somos mujeres con mucha opinión con una historia de luchas y logros. Dicho esto, solamente tiene sentido que después de la atracción, la fascinación, la ensoñación y los castillos de arena, esos hombres decidan que somos totalmente inadecuadas para ser esposas y nos dejen que enfrentemos nuestro destino como solteronas.

Pues no, no me creo que haya 9 millones de egipcias con «independencia, éxito y cerebro».

4 comentarios

  1. Yo también dudo mucho que haya 9 millones de egipcias con tales cualidades. Pero es igual lo que digan, lo bueno es que si fuera cierto, serían 9 millones de mahometanas menos pariendo terroristas.

  2. Egipto es aliado de israel desde hace decadas, y no porque sea un capricho del imbecil de mubarak, lacayo de eeuu, dejando de lado a una minoria el resto no viven obsesionados con el islam. Hay que verlos como victimas mas que como verdugos… el contagio vino de arabia, cuna de satanas, no lo olvidemos

  3. Oh Stern, pero no importa.
    La cuna de satanás es la meca, por lo visto. Esos egipcios serán «víctimas» quizás, pero igualmente son mahometanos y enemigos nuestros.
    No importa si fué el vecino el que te contagió la lepra. Si la tienes, eres un leproso.

Responder a pablo Cancelar la respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*