Los dos mejores artículos de opinión que he leído sobre la foto de las hijas de Zapatero

Primero  (La foto es un test de Rorschach):

¿Qué cosa concreta pretendía ocultarnos Zapatero vetando la difusión de la foto? Y de conseguir el secretismo: ¿qué sucedáneo de imagen de sí, de sus hijas y familia deseaba seguir aparentando?

Aparentar lo que no se es se paga caro. No vamos a entrar en el evidente pero fácil argumento según el cual la fotografía explica la política de Zapatero en EpC, la píldora, el aborto, la impostura de imponer el nombre de matrimonio a las convivencias homosexuales, la actitud despectiva hacia la familia fundada en el matrimonio, hacia los grupos que defienden la vida, hacia las víctimas del terrorismo, el gusto por capitanear al más trivial y frívolo progresismo… y el rosario de mentiras y vacuidades sobre la brutal crisis económica. Quien no es capaz de tener la autoridad, la previsión y clarividencia, la experiencia y el criterio para asegurarse de que sus hijas vayan vestidas de manera adecuada y no polémica a una cita con los Obama, ¿no será un vacuo cateto, consentidor de caprichos progres, incapaz de gobernar España y más en las circunstancias actuales?

Y segundo: Gothic Family, de DAMIÁN RUIZ es de la misma línea:

… Mi pregunta es: ¿habrá educado ZP a sus hijas o se ha limitado a darles de comer? ¿Existirá en esa familia algún principio de autoridad, algún criterio estético, algún orden ético? ¿Es posible que el máximo cargo electo de nuestra nación tenga la poca vergüenza de llevar a sus hijas de tal guisa a conocer al matrimonio Obama?

Y es que no solo no tienes derecho a ocultar las fotos de tus hijas, que insisto no tienen culpa de nada, sino que su publicación te delata, nos dice lo que pintas tú como individuo, como padre en el seno de tu familia: nada. ¿Te parece una forma de dar libertad a la mujer permitir esas vestimentas en un encuentro internacional de tal categoría? ¿Te parece que actúas respetando un criterio maduro al no censurar la actitud de dos adolescentes que, por muy inteligentes que sean, no dejan de ser dos adolescentes? Lamentable, sinceramente, lamentable.

Tu planicie y vulgaridad intelectual, que no daría ni para un guión de Barrio Sésamo, está permitiendo que se te escapen todos los elementos más complejos del tablero económico, social e internacional porque simplemente no los entiendes ni los puedes entender: tus categorías no van más allá del “arriba-abajo”, “izquierda-derecha”, “uno-dos” y dicotomías similares.

Jose Luis, si sales de la adolescencia, si algún día lo consigues, te vas a sorprender mucho cuando te digan que fuiste el presidente del gobierno de una de las naciones más antiguas de Europa, y que jugando, jugando, la dejaste como un trapo.

Demoledor.

Be Sociable, Share!

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*