Obama nombra jefe de gabinete a un judío belicista. «El triunfo de la democracia» :)

La primera en la frente: Hope and Change. Nos lo cuenta JC de La Terminal:

Obama (de quien dije aquí que consideraba más capacitado que los republicanos para conducir la actual guerra contra la Tercera Yihad) está dando muestras de que no me equivoqué y ha nombrado como “White House Chief of Staff” o jefe de su gabinete, nada más ni nada menos que a Rambo, un amigo sólido de la supremacía militar de Israel en el Medio Oriente (punto clave para la estrategia defensiva en contra de los Islamistas radicales como he explicado con detalle aquí).

Rambo, cuyo nombre es Rahm Emanuel es un congresista demócrata (a quien apodan, precisamente, “Rambo”) que –entre otras cosas– fue voluntario en ejército Israelí en la primera guerra del Golfo. Huevos cuadriculados.

Es sólo un hecho, pero dice mucho del carácter del demócrata Mr. T.

Quienes creyeron que había ganado la presidencia de los EEUU un Mahatma Ghandi, tendrán que acostumbrarse a ver más bien a un Franklin Delano Roosevelt (que liquidó a los Nazis), a un Truman (que liquidó a los japoneses y comunistas coreanos), a un Kennedy (a quien no le tembló el pulso para casi llegar a una conflagración nuclear y que empezó la guerra en Vietnam), a un Johnson (que llevó la Guerra de Vietnam a niveles inimaginables) a un Clinton que bombardeó diagalán a los serbios para enchuchar a Slobodan Milosevic…

A veces hay que cambiar todo para que todo siga igual. De todas formas a mi esto me da asquito. Yo soy tradicional y me gusta que los progresistas sean «progresistas» y los conservadores (de la tradición, no de la revolución) sean conservadores.

A ver qué me dicen ahora los que hablaban del triunfo de la democracia. Este individuo es un cínico sin escrúpulos capaz de tener a un hermano viviendo en la miseria mientras disfruta de un sueldo de senador.

* * * * *

Este cartel refleja la imbecilidad del pueblo soberano el triunfo de la democracia (Pincha para ver la procedencia y pincha después en la imagen para agrandar):

 También:

Los norteamericanos que han votado a Obama han respaldado a varios obamas, incluso a muchos, porque cada grupo ha visto en él lo que quería ver, ayudados por una abrumadora cobertura mediática y económica, que lo ha presentado como una especie de Adán tirando a Jehová, con Eva entre paréntesis y la serpiente expulsada del Paraíso. A modo del Zelig de Woody Allen, Obama ha tenido el don de asumir los paisajes del deseo de sus votantes, lo cual es sin duda un malentendido, porque no se puede ser a la vez ídolo de los radicales y los moderados, del pacifismo y de los condenados a la pena de muerte. Pero, vamos, los norteamericanos están en su derecho de inventarse a su Obama preferido y Obama puede dar pábulo a todos sus sueños, ensueños o fabulaciones.

2 comentarios

  1. «…cínico sin escrúpulos…»

    Una buena manera de decirlo… digamos que está plenamente «capacitado» para el cargo…

    ¿Políticos conservadores de la tradición? ¿Existe de eso todavía? No soy tan exigente dados los tiempos… Si es Gengis Khan (o un mulatillo imberbe de Kenia) el que les va a partir la madre, yo lo apoyo…

    Y es que con los bueyes que se tiene hay que arar… Saludos AMDG

Responder a AMDG Cancelar la respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*