Cría Cuervos, en Versión Americana.

  

 Según he leído en una noticia del lunes,  agentes federales han detenido a más de 14 personas, bajo cargos de terrorismo.  De lo que se trata es de una red que se dedicaba, en suelo americano, de reclutar a “jóvenes americanos” para enviarles a integrar las filas de Al Shabab, la guerrilla yijadista que opera en el sur de Somalia. Paso a exponeros los párrafos más relevantes de la noticia:

Oficiales federales imputaron el lunes a varias personas con cargos de terrorismo,  acusándoles de ser los incitadores en el reclutamiento de aproximadamente una veintena  de jóvenes americanos, para que se unieran a un violento grupo insurgente en Somalia  relacionado con Al Qaeda.
Con ocho nuevos sospechosos acusados el lunes, las autoridades han implicado a catorce  personas en el caso, uno de las investigaciones sobre terrotismo doméstico más  exhaustivas, desde los ataques del 11 de Septiembre. Algunos de ellos han sido  arrestado, y los otros aún están en búsqueda, incluyendo a varios de los que se cree  que aún están luchando para el grupo somalí Al Shabab.
 Este caso representa el grupo de cuidadanos americanos más numeroso sospechoso de unirse  a un movimiento afiliado a Al Qaeda, dicen los oficiales federales. La mayoría de los reclutas  habían llegado a América como jóvenes refugiados que huyeron de la brutal guerra civil, para asentarse en un barrio plagado de bandas en Mineápolis.
Los hombres imputados el lunes, se enfrentan a cargos federales que incluyen el  perjurio, proveer apoyo material a una organización terrorista, y conspiración para el  asesinato, mutilación, o secuestro a gente de fuera de Estados Unidos. Los agentes de la ley temen que los reclutas, que cuentan con pasaporte americano, sean enviados de vuelta a los Estados Unidos, con la misión de llevar ataques allí, aunque  de momento no hay evidencia de tales planes.
 
La desclasificación de esta trama significa la primera vez que sale a la luz pública una operación de reclutamiento en suelo americano, orientada a los hombres somalí-americanos de una zona de Mineápolis. De entre estos jóvenes se incluiría Shirwa Ahmed, de 26 años, que perpetró un atentado suicida en el norte de Somalia en octubre de 2008, siendo el primer ciudadano americano conocido en realizar un atentado de estas características. Desde entonces,al menos otros cinco reclutas han muerto en Somalia, según dicen sus parientes y amigos.

El sumario judicial, provee detalles escalofriantes sobre estos reclutas, que comenzaron a alistarse a AL Shabab en septiembre de 2007. Asistieron a campos de entrenamiento en Somalia, dirigidos por instructotes somalíes, árabes y occidentales, que les enseñaron el uso de ametralladoras y lanzacohetes, y los adoctrinaron con creencias antiamericanas y antisemitas. Dos de ellos, tomaron parte en una emboscada contra tropas etíopes, y muchos otros participaron en acciones de combate, según estos documentos.
Uno de los guerrilleros, volvió posteriormente a Mineápolis para continuar su tarea como reclutador, ya que fue herido en una pierna durante los combates en Somalia. Este reclutador, de nombre  Faarax, participó a finales de 2007 en un encuentro telefónico en una mezquita de Mineápolis, donde hablaron con otros co-conspiradores en Somalia, que solicitaban más guerrilleros para su lucha. Según sus palabras, luchando allí experimentarían “auténtica hermandad” y “sería divertido luchar en la yihad”.
Otro de los acusados por reclutamiento organizó una red de financiación para pagar el viaje de los reclutas mediante una organización caritativa falsa, a la vez que animaba a otros a unirse a la lucha en Somalia.
Un tercer acusado, que fué detenido el 8 de noviembre en Holanda, que conspiró con nueve de los reclutas, financió parte de sus viajes, y envió cientos de dólares para la compra de AK-47 para los hombres enviados desde Mineápolis.

El resto de la noticia declara que estos “pobres” yihadistas huyeron de Somalia de niños, cuando el gobierno legítimo de ese país se desmoronó, y claro, tuvieron que crecer en los suburbios de Mineápolis entre agresivas bandas de somalíes, pero que no todos son tan malos, y que su lucha está justificada por la invasión a su país por los etíopes, ayudados por los USA , y que sólo una minoría participa en esto, el resto son miembros enriquecedores de la sociedad.La típica justificación progre. Si los últimos párrafos son ciertos, cómo justifican que al final del artículo nos cuenten que:

El mes pasado en la autopista de Nevada, se paró un coche con cinco varones somalíes, que según su declaración, iban a una boda en San Diego. Posteriormente se supo que tres de ellos cruzaron la frontera de Méjico para ir a un aeropuerto, entre ellos, dos de los acusador que se encuentran huidos de la justicia. Según un abogado conocedor del caso, “están reforzando Al Shabab”, y que “el reclutamiento continúa”.

Como dice el refrán; cría cuervos, que te sacarán los ojos. No es ninguna casualidad que la mayoría de los incidentes de violaciones, asaltos, disturbios, etc, que ocurren en el norte de Europa impliquen a somalíes (acordáos de Malmö en Suecia, por ejemplo). Y para postre, un video que se ha colgado en Nueva Europa, que nos muestra lo agradecidos y simpáticos que son estos “jóvenes” con sus conciudadanos de los países de acogida.

Be Sociable, Share!

1 Comment

Responder a AMDG Cancelar respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*