Moriscos: compensación, votos y desastre

Embarque moriscos en Valencia

El PSOE ha presentado una proposición no de ley (PNL) en la que se insta al gobierno a que promueva las “actuaciones necesarias” para compensar a  descendientes de los moriscos expulsados de España en el siglo XVII. Dicha iniciativa coincide con el cuarto centenario de aquellos hechos. Se defiende la necesidad de recuperar esa memoria histórica relacionada con los moriscos para concienciar a los ciudadanos de hasta dónde pueden llegar “la intolerancia, el fanatismo o el racismo sociocultural“. El PSOE quiere reconocer de forma institucional la “injusticia” que supuso dicho acto, siendo una “tragedia para toda la península” y que “conocer que ocurrió con esa poblaron formar parte de un ejercicio de memoria histórica” sin proponerse indemnizaciones económicas y comparándolo con iniciativas similares con motivo de la expulsión de los judíos.

Venía rumiándose hace tiempo, y aunque en el fondo nos tememos una regularización masiva, también puede ser una excusa para hermanar a actuales pobladores del Magreb con España, o algo similar al derecho al voto que se les concedió a los inmigrantes sudamericanos.

¿Por qué continuamos los españoles flagelándonos? ¿Por qué los españolitos del siglo XXI, acosados por el paro, la crisis económica, una inmigración incontrolada que quita los escasos puestos de trabajo etc, tenemos que ser los que paguen por todas las injusticias supuestas o reales en la historia? ¿No podemos como otras naciones, reconocer nuestros errores con serenidad y continuar adelante? Pues no, porque lo importante son los votos.

Nadie debería dudar a estas alturas que el PSOE siempre que promueve una ley, lo hace con un claro propósito electoral. Resulta sospechoso que se defina como laico, pero que su comportamiento sea anticlerical, siempre y cuando el credo sea católico, porque si es islámico la cosa es diferente, es un semillero de votos nuevos.

El autor de la PNL es el diputado por Granada José Antonio Pérez Tapias. Como según recordamos, en esa provincia se presentó hace poco en sociedad el Partido Renacimiento y Unión de España con objetivos como “velará por los intereses de las minorías y los más marginados” “defienda los intereses de las minorías árabes, asiáticas o africanas, porque quedan marginadas totalmente” o “desde la consideración del Islam como fuente de dichos principios porque la formación tendrá en cuenta esta religión en su acción política”. Parece bastante obvio el miedo que les inspira el mordisco que puede darle dicha formación política a sus votos propios o futuros.

Por si este proceso termina en regularización masiva vayamos sacando cálculos. Según Webislam, hay hasta cuatro millones los decendientes de moriscos que viven en países norteafricanos, como Marruecos, Argelia, Túnez, Mauritania, Mali y Libia. ¿España puede soportar esto? ¿Algún país puede? ¿Que terremoto demográfico y social puede significar?. En ese mismo articulo se dice que el historiador marroquí Mohammed Ibn Azuz Hakim, decano de los hispanistas marroquíes y descendiente de moriscos envió un mensaje en el año 2002 al Rey Juan Carlos, suscrito por una élite de moriscos, pidiéndole una disculpa pública a los descendientes. Al no recibir contestación volvió  a enviar otro mensaje al Rey, pidiéndole explicaciones por el rechazo de su petición.  En este plan de exigencia van, ¿que harán cuando lleguen?. No vamos a relatar ahora los hechos históricos, aquí y aquí os dejo un par de enlaces para que sepamos todos la clase de gentuza con la que nos las estamos jugando.

Otro punto de vista de este asunto es hasta donde estamos dispuestos a llegar con esto de las reclamaciones históricas. La OSMTJ dice en este artículo que “no descarta reclamar al Gobierno la devolución de los bienes expropiados a la Orden del Temple y que actualmente tienen en propiedad el Estado y administraciones autonómicas y locales”. En este otro, que ha dado bastantes vueltas por los blogs, se dan unas cuantas ideas sobre lo que podemos hacer.

Be Sociable, Share!

6 Comments

  1. Bueno, se ha dado el disparo de salida a lo que no podía ser de otra manera.

    Esto se venía anunciando desde hace tiempo por algunos (hasta por mí mismo, con perdón por la autoreferencia, pero en varias ocasiones he hablado de ello). Además era perfectamente previsible que este año en que se cumple los 400 años de la expulsión de los moriscos iba a ser la fecha más adecuada (por su simbolismo) para lanzar el tema sobre la mesa.

    Todo lo que nos podamos imaginar se va a cumplir y hasta se quedará corto con lo que tienen en mente los socialistas y sus cómplices en la empresa de desguazar España y aniquilar al pueblo español. Pues antes eso estamos y no ante otra cosa.

    Lo he dicho alguna vez, lo vuelvo a repetir. Empezarán por no dejar de hablar del tema las 24 horas del día. Los medios de comunicación del régimen se harán el eco permanente de ese discurso y se encargarán de “hacer pedagogía” saturando al personal con la triste historia de los moriscos.

    A día de hoy la inmensa mayoría, diría yo, de los españoles no tienen ni repajolera idea de quienes fueron los moriscos ni de qué va esta historia. Pero dentro de muy poco, y por efecto de la machacona insitencia en rememorar aquel episodio en clave de culpa y arrepentimiento, los españoles se van a enterar de lo que se trata.

    Primero se empezará por hablar del tema sin cesar, para ir acostumbrando a la gente a esta cuestión. Se procederá a una campaña masiva de reescritura y revisión de nuestra historia, del caso de los moriscos y su expulsión y de la presencia musulmana en España en general. Nos desayunaremos todos los días con “la memoria histórica morisca”, la culpabilidad española, la intolerancia cristiana, el nacionalismo rancio español y todo lo demás. Tendremos, a buen seguro, una “ley de memoria histórica” para el caso morisco, con su correspondiente presupuesto. Se hablará del “patrimonio morisco” y de su rehabilitación.

    Pronto llegarán las propuestas de “reparación histórica”, primero simbólicas, pero pronto en especies constantes y sonantes. Apuesto la mano derecha a que no tardaremos en tener un censo de todos los descendientes de los moriscos desparramados desde Marruecos a Egipto y de ahí hasta el Niger. Empezaremos a dar la nacionalidad a algunos de ellos, a la espera de una ley que le reconozca la nacionalidad a una decena de millones de moros de todos los rincones de Morilandia. No faltarán los estudiosos a sueldo de los vendepatrias que gobiernan España que presenten en su momento la suma actualizada de nuestras deudas pendientes con los moriscos (en euros de curso legal).

    El eje central de la campaña que viene de comenzar oficilamente será la “españolidad” de los expulsados. Los moriscos, nos repetirán hasta el cansancio, eran españoles (tanto como tú y como yo), y los intolerantes de entonces (cristianos racistas y xenófobos) echaron a esos buenos españoles, pacíficos y trabajadores, para robarles las tierrras y sus bienes. Tenemos que hacer penitencia y reparar el daño hecho. Después de 400 años ya es hora.

    Las famosas llaves que conservan algunos descendientes de moriscos de las casas que tenían en España las vamos a tener hasta en la sopa. Mucho me temo que van a aparecer cientos de miles de estas dichosas llaves, la mayoría Made In Singapur o Made In Taiwan, pero da lo mismo.

    Lo peor que veo venir es que los españoles han caído tan bajo que esta delirante y criminal empresa encontrará más partidarios que opositores reales entre este rebaño de apocados y eunucos en que se ha convertido un pueblo otrora valiente y orgulloso y hoy irreconocible, de tan becerro que se ha vuleto.

    Preparaos para lo que se viene. Los socialistas, moros y demás ralea tienen un proyecto para España: Al-Ándalus 2ª parte.

  2. Arjun, al hilo de la respuesta que has dado:

    “Primero se empezará por hablar del tema sin cesar, para ir acostumbrando a la gente a esta cuestión. Se procederá a una campaña masiva de reescritura y revisión de nuestra historia, del caso de los moriscos y su expulsión y de la presencia musulmana en España en general. Nos desayunaremos todos los días con “la memoria histórica morisca”, la culpabilidad española, la intolerancia cristiana, el nacionalismo rancio español y todo lo demás”

    No hay mas que hacer una busqueda en la web de Publico y te encuentras con esto sin remover mucho:

    http://www.publico.es/agencias/efe/200446/moriscos/regresan/granada/anos/expulsion/muestra
    http://www.publico.es/agencias/reuters/180793/espanoles/genetica/sefardies/moriscos
    http://www.publico.es/agencias/efe/225508/cristianos/confundieron/fe/costumbres/expulsion/morisca
    http://www.publico.es/agencias/efe/231274/ildefonso/falcones/habla/tolerancia/mano/fatima/drama/morisco

  3. Para cuando una compensacion de los daños y perjuicios causados por la invasion musulmana en el siglo VIII?? Ah, no que estoy soñando, que en este pais lo que prima es autoflagelarse y autoodiarse…
    Esto es aberrante…

  4. Se avecina una disyuntiva. Llegará el momento (cada vez más cerca ya) en que habrá dos soluciones. Una de ellas es una guerra en toda regla, una guerra civil en condiciones, que dejará a la del año 36 (creo que fué en ese año) como una simple discusión de guardería.
    La otra es que el pueblo español, su país, su cultura y su historia sencillamente desaparezcan para siempre de la faz de la tierra.
    Yo al menos, prefiero la primera solución.

    Saludos.

  5. Nada pasa por accidente. Esto es un plan deliberado para terminar con toda Europa. Cuando viajas a Gran Bretaña, a Irlanda, a Francia o a Alemania ves el mismo problema con matices distintos. Todo obedece al Plan Kalergi para el exterminio de la raza que construyó las catedrales y la Acrópolis, para ser sustituida por una raza mestiza, más dócil y manejable. Resulta que cuando la progresía dice que no hay razas humanas, nos enfrentamos al intento deliberado de acabar con los caucásicos en Europa y Estados Unidos. Esto es simple y llanamente un genocidio contra los blancos.

  6. El columnista lanza varias preguntas que puedo responder con facilidad.

    ¿Por qué continuamos los españoles flagelándonos?
    …simple, porque asi los educaron sus amos rojos besaculos peludos de sauditas

    ¿Por qué los españolitos del siglo XXI, acosados por el paro, la crisis económica, una inmigración incontrolada que quita los escasos puestos de trabajo etc, tenemos que ser los que paguen por todas las injusticias supuestas o reales en la historia?
    …por algo les dicen gallegos!!!

    ¿No podemos como otras naciones, reconocer nuestros errores con serenidad y continuar adelante?
    ….regrese a la primera pregunta…o!!…tragece esta….PORQUE SON PENDEJOS!!!!

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*