Esos sublimes enviados especiales de El Mundo: Neutralidad benevolente y malevolente

Toca otro fisking a esos corresponsales en el extranjero y enviados especiales de El Mundo, ese diario de “centro-derecha” (los lectores) con querencias de izquierda (los redactores). Le toca a Rosa Meneses, que nos da una auténtica leccion de lo que es neutralidad benevolente (con los terroristas musulmanes) y malevolente (con los israelíes):

CONVULSION EN ORIENTE PROXIMO / El Ejército israelí anuncia que mantendrá el bloqueo aéreo y marítimo, así como las restricciones para viajar al sur del río Litani / Dos milicianos muertos en intercambios de disparos

La tregua se cumple pero Israel no deja a los libaneses volver a casa

Las carreteras se bloquean con miles de vehículos que intentan ir al sur

ROSA MENESES. Enviada especial

Recordemos este encabezamiento. No me parece coherente que Israel “no deje” –¿no podrían escribir con mas precisión estos profesionales de la pluma?- y que estén las carreteras llenas.

BEIRUT.- El alto el fuego cumple sus primeras 24 horas en un ambiente que mezcla el escepticismo con la euforia. Israel continuó con sus bombardeos hasta media hora antes de la entrada en vigor de la tregua, prevista para las 08.00 horas. En el último ataque, siete personas murieron en el valle de la Bekaa. Minutos después, el estruendo de los misiles se tornó en silencio en el maltrecho Líbano.

¿Personas sin más? Aquí dicen que se trata de posiciones de Hezbolá.

La oleada masiva de refugiados desplazándose (sic) por el sur provocó grandes atascos, sobre todo en la carretera de Sidón hacia Tiro, que los bombardeos han hecho muy difícil de transitar. Familias enteras viajaban portando banderas libanesas y enseres, esperando encontrar un retazo de sus vidas tal y como lo dejaron.

Pero muchos no lograron alcanzarlo a ver: Israel bloqueó los desplazamientos e impidió que miles de personas llegaran a sus destinos.

Muchos no lograron alcanzarlo (“miles”), lo que quiere decir que muchos sí. De nuevo, imprecisión malevolente.

Tel Aviv también anunció su intención de mantener el bloqueo por aire y mar hasta que se ponga en marcha un mecanismo para controlar el supuesto tráfico de armas hacia Hizbulá. Pese a ello, las autoridades libanesas informaron de que el aeropuerto internacional de Beirut podría estar abierto en 72 horas.

El título no mencionaba a la razón del mantenimiento del bloqueo -el desarme de Hizbolá-, sino solo a las dificultades que ello provoca a la población civil. Nótese también la calificación del tráfico de armas como “supuesto”. Vaya periodistas tan cándidas que envian a sitios en guerra.

Al mismo tiempo, Hizbulá subrayó que mientras Israel no se retire del Líbano, la organización tiene derecho a defenderse de la ocupación. El Gabinete libanés -del que forman parte dos ministros de la milicia chií- retomaba ayer la reunión que hubo de cancelar el día anterior debido a las diferencias en el debate sobre el desarme de Hizbulá.

Recuérdese otra vez el título, que parece acusar a Israel de incumplimiento de las condiciones del alto el fuego. Aquí vemos que Hezbolá se cree con derecho a no cumplirlo mientras haya soldados de Israel en Líbano. Y a Rosa Meneses el parece normal. Y la negativa de Hezbolá a desarmarse –un desafío en toda regla al gobierno libanés– queda calificado de “diferencias en el debate sobre el desarme”. Para acusar a Israel, Meneses no usa ese lenguaje diplomático, como se comprueba en el siguiente párrafo:

Con tantos frentes abiertos, es difícil prever si el alto el fuego será duradero. Más cuando algunos intercambios de disparos se produjeron ayer e Israel anunció que había disparado contra una célula de cinco milicianos. Según los medios locales, los soldados israelíes abatieron a dos guerrilleros en plena tregua.

Pues si hay un intercambio de disparos y abatieron a dos “guerrilleros”, lo único que demuestra es que tienen mejor puntería. Sigue una lista de declaraciones de unos y otros sobre quien ganó la guerra, ya se sabe: «La victoria tiene muchos padres, pero la derrota es huérfana». Pero Meneses aprovecha para rematar el artículo con lo menos relevante, pero que deja en mal lugar a Israel:

«No tenemos intención alguna de disculparnos ante nadie», declaró [Olmert].

Todo es bueno para el convento, debe de pensar esta enviada. ¡Mientras se lo permitan!.

5 comentarios

  1. Lamentablemente, no podemos decir No a El Mundo, dado que no está el horno para bollos. Pero desde luego, lo que hay que hacer es saltarse todas las páginas de internacional, dada la deficiente formación, comprensión y labor que hacen sus corresponsales y muchos de sus analistas. Ya quisiéramos todos que hubiese un diario «como Dios manda» en España y, además, que tuviese más circulación que El País y el Mundo juntos. Pero de momento…
    Desde luego la ignorancia pseudo ilustrada y la parcialiadad declarada de nuestros corresponsales me consta personalmente en casos como Frank Sevilla (magnífica persona, por otra parte), Tomás Alcoverro, Ferrán Sales o Georgina Higueras, que menudos elementos son todos ellos.
    En España sigue predominando un análisis pretendidamente jurídico sobre las cuestiones internacionales, para encubrir de hecho una valoración política sesgada y «progre», cuando se omiten estrepitosamente, y con honrosas excepciones, las explicaciones históricas, geopolíticas o, simplemente, políticas de los acontecimientos y conflictos internacionales. Por no decir, los aspectos militares y de seguridad, que raramente se analizan con seriedad. El resultado es que, en general, es difícil encontrar en español análisis de calidad sobre cuestiones internacionales.
    El Real Instituto Elcano prometía mucho pero ha pegado un bajón notable de nivel. Y solo nos queda el GEES.
    Desde luego, ya ni siquiera cabe considerar al CIDOB, el IEM, etc. que lo que publican es perfectamente prescindible en la mayoría de los casos.
    El imperio de la mediocridad.

  2. La hipócrita Europa ¿condenará a Hexbolá y su utilización de escudos humanos? ¿reconocerá que Israel no tiene opción porque sólo descansarán los otros con su destrucción? ¿se preocupará de una vez de los libaneses y les «limpiará la casa» de terroristas de hezbolá para que puedan vivir en paz como antes? ¿alguien les ha protegido alguna vez?

  3. Particularmente, el mundo lo deje de comprar a raiz de los fatídicos sucesos del 11 de setiembre en EEUU porque resultaba vomitiva su lectura. Después pase a leer el ABC y también lo dejé de leer. Ahora le toca a la razón y me esta empezando a disgustar la lectura del magazine de los domingos.
    Esta situación se asemeja a la propagación de un virus muy dañino que no parece que tenga un final en breve plazo, virus acrecentado por la presencia de los periodicos gratuitos (¿Quien los subvenciona?).
    En fin queda internet… ¿hasta cuando?

  4. En efecto, toda la parte de internacional de nuestra prensa está en manos de periodistas tremendamente sectarios, antiisraelíes y antiamericanos. Tambíen los de la derecha, solo hay que leer a Cierco en ABC. (Le hemos hecho más fiskings).

    Jose Luis, tengo la misma sensación que tú. La razón es lo menos antiisraelí que tenemos, pero el dominical es penoso. Es el de la vanguardia, tienen a Suso de toro, a Monzó y a gente de ese nivel y sectarismo. No sé cómo no se dan cuenta. Hay alguna derecha a la que le va la fusta, no cabe concluir otra cosa.

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*