8 Comments

  1. Pues sí, hace falta valor. O estar completamente loco. Se supone que irá acompañado de más de quinientos hoplitas a su alrededor porque, de lo contrario, le mandan a la gehena, con hutama incluida, en horas veinticuatro.

    Además podía tener un detalle e interpretar la “Missa brevis” de Benjamín Britten, que es una maravilla. Nada habría más gozoso en el mundo que escuchar el Kyrie o el Agnus Dei en los jardines de Azadi, en Teherán.

Responder a xka Cancelar respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*