Alain Juppé, ex jefe de gobierno francés y alcalde de Burdeos, colaborador del islamismo

La alcaldía ha comprado un terreno de un terreno de 11,000 metros de la compañía de ferrocarriles para cederlo a una asociación musulmana que construirá una mezquita prominente. La cesión de hace mediante un préstamo enfitéutico, lo que permite dar un rodeo a la ley de 1905 de separación de iglesia y estado.

Fantástico, no se olvide que este señor es un gaullista, un pepero francés, por así decirlo. Este “derechista moderado”, del partido de Sarkozy, se jacta de las excelentes relaciones que guarda con los promotores de la Gran Mezquita de Burdeos.

Este ellos está Tariq Oubrou, rector de las mezquitas gestionadas por la AMG (Asociación de Musulmanes Girondinos), que será el Jeque de la Gran Mezquita. Ha dado una conferencia sobre el fundador de los Hermanos Musulmanes, en la que dijo cosas como:

“El Califato es el símbolo de la reunión y la unión de toda la comunidad islámica. (…) el califato es obligatorio, la reunión de los musulmanes y la unión entorno al Califa son obligatorios.”

“El Islam, tal como está en el Corán, afecta a todos lo ámbitos de la vida. Es un Estado, un país (…) agrupa a toda la comunidad de una zona. Las fronteras no existen (…) la frontera entre dos países es una herejía condenable en el Islam. Los Hermanos musulmanes no reconocen las fronteras entre los pueblos musulmanes”.

“La política es un hecho, una parte, un elemento del Islam. El Profeta era un Jefe de estado”.

¿Qué pensará de eso el Sr. Juppé y toda la caterva de derechistas moderados que apoyan a los islamistas? ¿Se darán cuenta que están cometiendo un delito flagrante de traición? ¿No se da cuenta que está financiando a un partido político travestido de religión que pretende hacer de Francia una provincia del califato gobernada por un emir nombrado por el Califa?

Pero no es solo este derechista moderado el que se ha puesto al servicio de un islamista. También lo ha hecho la universidad: el Jeque forma parte de los jurados de las tesis doctorales que tratan del Islam. Y el mismo arzobispo de la ciudad, Monseñor Ricard, ha caído en la trampa del “diálogo interreligioso”.

Francia celebrará las elecciones locales el próximo 9 de marzo, en el mismo día en que se celebrarán las Generales de España. Joachim Véliocas, en cuyo blog me informo de esto, recomienda votar al FN. Juppé fue ministro de exteriores de Francia durante el genocidio Ruandés. Ha sido condenado por malversación de fondos públicos.

 

Alain Juppé a «d’excellentes relations» avec Cheik Tariq Oubrou

Grande Mosquée de Bordeaux : le «chef de projet» est un activiste des Frères musulmans

4 comentarios

  1. Lo de la universidad es más que preocupante, porque un político sigue el cálculo electoral, pero que una universidad europea meta censores teocráticos en el s. XXI es algo tremendo.

    Y los mismos que dan sueldo a esta tropa impiden después que el Papa de un discurso.

    Voy a investigar más. Gracias por apuntarlo.

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*